ORTEGA BRU: VANGUARDIA, MÍSTICA, REBELDÍA, SUEÑOS

  • 2. 12. 2016 – 28. 01. 2017
  • Lugar:  Salas exposiciones temporales. Planta superior
  • Organiza: Palacio Episcopal Málaga Centro de Arte, Hermandad de Pasión
  • Comisariado: Javier González Torres
  • Museografía: Javier González Torres, Miguel Gamero.

«Todas mis esculturas son desgarros… son como sueños torturados». Esta frase podía leerse en las paredes de la exposición monográfica “Ortega Bru: Vanguardia, mística, rebeldía, sueños” se abrió al público el 3 de diciembre con la que se pretendía celebrar el centenario del nacimiento del escultor y pintor Luis Ortega Bru. (San Roque, Cádiz 1916-Sevilla, 1982).

Esta muestra, única que se organizaba en Andalucía, reunió por vez primera una selección de las creaciones claves del artista. El discurso expositivo, seguía un criterio estético-biográfico, tratando de contrastar la obra procesional con otras piezas, profanas y religiosas. Más de un centenar de obras, entre esculturas, pinturas y dibujos, ofrecían una visión de conjunto de todo su trabajo. Las piezas pertenecientes a la familia, muchas de ellas inéditas (sobre todo de sus primeros años), Museo de Ortega Bru en San Roque o cofradías de toda Andalucía. 13

Destacaba la propia imagen de Jesús de la Pasión, titular de la entidad organizadora. Junto a ella, otras obras religiosas de cofradías andaluzas que se disponían de tal forma que, respetándose su valor devocional, podían advertirse los recursos estéticos y formales aplicados por su creador. El artista conseguía plasmar hasta sobrecoger el dolor en los rostros, propios de obras manieristas; junto a las corrientes más vanguardistas de su época, entre las que destaca el expresionismo alemán.

«La gente que conoce las obras de Ortega Bru sólo desde el punto de vista cofrade se queda muy sorprendida al contemplar la parte más vanguardista de este artista, para muchos desconocida». Además, sorprendía mucho la segunda sala, dedicada a las vanguardias, con obras de carácter experimental fruto de la influencia cubista, futurista, etc., y donde el genio artístico de Ortega Bru da rienda suelta a su creatividad».

A la par de la exposición, se diseñó un encuentro científico que tuvo lugar en la capilla, en el que, desde distintas disciplinas, se reivindicaba la fortuna crítica de Ortega Bru como uno de los autores más relevantes del arte español, afirmación que es producto de las investigaciones que se han desarrollado en los últimos años.